Alexander Sánchez Arambarri

Aunque en estos momentos ejerce de troquelista, desde nuestros tiempos en el instituto, no recuerdo un solo día en el que Alex no nos dejase con la boca abierta mientras convertia unas gotas de tinta en una de las escenas de surf más alucinantes que hubieramos visto. Por eso y por la amistad que nos une desde chavales, tuve claro desde el primer momento quien sería el ilustrador de mis libros.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR